Préstamos Online - Compara 100 - 300.000 € 

Comprara 100 € - 300 000 € préstamos personales online. Todo lo que tienes que saber sobre los préstamos online.

Todo lo que tienes que saber sobre los préstamos online

En el mercado financiero actual existen decenas de opciones a la hora de solicitar toda clase de préstamos. Dichas opciones van desde préstamos mínimos, desde los 100 euros, con tasas de interés inexistentes, hasta préstamos por una cantidad sobre los 300 000 euros, con su tasa de interés correspondiente.

Si necesitas pagar alguna deuda urgente, financiar algún proyecto, emprendimiento o negocio, o simplemente quieres dinero para gastar en algún producto específico, entonces te recomendamos que solicites un préstamo online. A continuación, te presentaremos todos los detalles relacionados a este tema.

Préstamos personales

Los préstamos a los que puedes acceder a través de internet tienen la particularidad de que son préstamos personales, es decir, dirigidos a personas naturales, individuos y no a personas jurídicas u organizaciones de ninguna clase.

Como todo préstamo personal, es necesario que presentes algunos documentos que acrediten tu identidad como solicitante, pero solo unos pocos, los básicos. Los documentos que te solicitarán las entidades crediticias son, por lo general, el DNI, un comprobante de domicilio, un número de contacto y una cuenta de banca online, desde la cual se llevarán a cabo las transacciones.

Estos préstamos dependen completamente de ti, por lo que las cláusulas serán personales y la cobranza, en el caso de producirse, estará dirigida a tu persona y no a alguna organización que pertenezcas.

Préstamos rápidos

Los préstamos online a los cuales puedes acceder vía internet, por lo general, son préstamos rápidos y de fácil acceso, por lo que no demandan ni papeleo excesivo ni grandes protocolos ni burocracia.

Por otra parte, los préstamos en el mercado financiero, entiéndase la banca y otras organizaciones financieras de diversa índole, suelen tardar varios días en tomar una decisión con respecto a si otorgan un crédito o no. Estas instituciones estudian cada detalle del solicitante, por lo cual el riesgo de no obtener un crédito es alto. En algunos casos pueden tardarse semanas.

Esta ralentización de los procesos, en muchas oportunidades, puede significar que te atrases en algunos pagos específicos, por lo que los intereses de dichos pagos no cancelados pueden acrecentarse. ¡Tienes que evitar a toda costa esto, pues los intereses pueden ser usureros!

Para que esta situación no suceda, las plataformas online de préstamos ofrecen un servicio ágil y expedito, pues comprenden la urgencia que tienen los solicitantes con respecto a deudas impagas o a capitalizar algún negocio de su interés.

Préstamos inmediatos

La rapidez de los préstamos inmediatos es tal, que la gran mayoría de las empresas otorgan estos créditos de forma inmediata, al no demorar más de 15 o 30 minutos a lo sumo.

Estas empresas utilizan determinadas herramientas de seguridad mediante las cuales la documentación es acreditada en cosa de minutos. Dichas herramientas, softwares de diferente naturaleza como Kontomatik o Instantor, verifican los datos al instante, por lo que la entrega del préstamo solicitado se realiza en el momento de ejecutada la acción.

Esta inmediatez asegura que dicho préstamo sea destinado de manera efectiva al fin para el cual ha sido pensado. ¡No tendrás retrasos ni sorpresas en cuanto al tiempo de otorgamiento del préstamo adjudicado!

Préstamos con ASNEF

Muchas de las personas que desean solicitar un préstamo online se encuentran en algún registro de morosidad, como lo son ASNEF o Rai.

La Asociación Nacional de Establecimientos Financieros de Crédito, como sabrás, es una agrupación empresarial que reúne diferentes entidades, desde las que van desde empresas de energía, pasando por aseguradoras, empresas de suministros, compañías de telefonía, hasta editoriales y administración pública. Dichas entidades ponen a disposición de la agrupación la información financiera de sus clientes, en el caso de que estos se encuentren con deudas impagas.

Encontrarse en el registro de la ASNEF significa no tener acceso a créditos o a préstamos de ninguna clase. Por esto mismo, la alta demanda de préstamos ha devenido en que aparezcan decenas de entidades que otorgan préstamos de diferentes montos sin importar si te encuentras en el registro de ASNEF.

Préstamos sin nómina

Sumado a lo anterior, la gran mayoría de las entidades financieras existentes en el mercado, al menos las oficiales, como la banca y otras organizaciones crediticias, requieren, para otorgar cualquier clase de préstamo, sea este hipotecario, para empresas o de consumo personal, de que te encuentres es una nómina fija, o, en su defecto, que tengas una entrada de dinero constante y sobre un monto específico.

Dichas entradas de dinero deben ser demostrables y constituir un patrón. De esta forma, las entidades financieras se aseguran de que retornarás el capital que se te ha otorgado. Pero si no tienes nómina o entradas de dinero constante, no te preocupes. Existen entidades financieras que vía online te prestan dinero para que puedas poner en orden tus deudas o llevar a cabo tu emprendimiento.

Estas entidades, como dijimos en los apartados anteriores, únicamente te solicitarán tu DNI y una cuenta online para realizar las transacciones. No te solicitarán ni contratos fijos a plazo indefinido, ni ninguna clase de comprobante que acredite que te encuentras recibiendo dinero en alguna cuenta.

Esto te facilita enormemente el acceso a préstamos rápidos, expeditos, independiente de la cantidad de dinero que solicites.

Préstamos urgentes

Relacionado con la rapidez e inmediatez de los préstamos. La urgencia con que se solicitan estos créditos, por lo general, suele ser muy alta y se encuentra ligada a situaciones fuera de lo común, como al pago de alguna atención médica, deudas que llevan muchos meses acumulándose u otra clase de imprevistos.

Los préstamos urgentes a los cuales puedes acceder vía Internet tienen esta particularidad: las entidades financieras entienden la urgencia de tu solicitud y no ponen atención ni reparo a las razones por las cuales pides el crédito.

La urgencia de tu préstamo se verá subsanada por la velocidad con que la que encuentres a diferentes alternativas para gestionar dicho préstamo. Después de que gestiones mediante la página las diferentes alternativas y llenes el formulario con la información requerida (nombre, número de teléfono, correo electrónico, monto del préstamo y tiempo en que deseas pagarlo), el sitio te mostrará una lista comparativa entre las mejores alternativas para que puedas gestionar el préstamo.

Préstamos al instante

Una vez el sitio te muestre la lista comparativa podrás ver todos los detalles, todas las condiciones y ventajas con las que cuentan las entidades financieras asociadas.

De cualquier manera, todas las entidades que aparezcan en la lista comparativa cumplen con los requisitos de la plataforma, es decir, con tiempos mínimos de entrega del dinero solicitado, sin comisión (la gran mayoría), sin nómina, con ASNEF y con periodos oscilantes de devolución del dinero.

Todas las alternativas que te aparezcan en la lista comparativa cumplirán con los requisitos antes mencionados, además de entregarte el monto solicitado en el instante mismo en que hagas clic en "aceptar". Deberás revisar tu cuenta online y verificar que el dinero ya se encuentre ahí. Si por alguna razón aún no aparece, no te preocupes: el dinero aparecerá con el pasar de los minutos.

Micropréstamos rápidos

Si el monto de dinero que solicitas se considera un micropréstamo, es decir, no supera los 300 euros, entonces, sí o sí, recibirás dicho monto al instante, o en los segundos sucesivos.

Muchas de estas entidades financieras se especializan en esta clase de micropréstamos, pues suelen ser los más solicitados, por lo que la gestión que realizan son expeditas y no tardan más de 15 minutos entre que reciben tus datos y te depositan el dinero en tu banca online.

Además, la gran mayoría de estas mismas plataformas de préstamos no cobran interés cuando se trata de micropréstamos, o cuando se trata del primer préstamo solicitado. Únicamente te cobrarán una comisión al comienzo de la gestión, que no suele ser muy elevada.

Minipréstamos online

Y no te preocupes si necesitas cubrir algún gasto mínimo, como una factura impaga o saldar una deuda con algún conocido, pues los minipréstamos también pueden gestionarse en estas entidades.

Montos mínimos que no superen los 50 euros se gestionan más fácilmente, aunque estos, al igual que los micropréstamos, se pactan a un mes. Una que otra entidad puede prestarte dinero con la devolución correspondiente a dos meses, pero son pocas. Además, estos minipréstamos tampoco cuentan con intereses, solo con una comisión ínfima.

Estos minipréstamos se parecen a realizar un avance en efectivo desde tu tarjeta de crédito, pero sin los gastos asociados altísimos que suelen acarrear estas tarjetas, además de los intereses que a veces superan, incluso, el 10%.

Conclusiones

En la actualidad, optar por un préstamo no solo es cosa de gente con cuentas bancarias abultadas, gran poder adquisitivo o contratos indefinidos de trabajo. Gracias a la democratización de las telecomunicaciones, también se ha democratizado el acceso a diferentes medios de gestión de capitales e inversión.

Ponemos a disposición de quienes se hallan fuera de los medios oficiales de inversión y crédito la mejor plataforma para conocer las oportunidades existentes en cuanto a préstamos y capitales. Las opciones existen, solo es cosa de encontrar la que se ajuste a tus requerimientos y solicitar el préstamo online respectivo.

¿Cómo sé que opciones de préstamo tengo?

Como mencionamos en el cuerpo el post, antes que nada debes llenar el formulario establecido, en el que se te pedirá el nombre, tu número de DNI, número de teléfono de contacto, correo electrónico, el monto que necesitas y el plazo en el que pagarás el préstamo.

Una vez hayas llenado este formulario, la plataforma te mostrara una lista de las entidades financieras y crediticias que se ajustan a tus requerimientos y a tu perfil. Aquí podrás comparar las ventajas y desventajas de las diferentes entidades, la cantidad de dinero que te pueden ofrecer, los plazos de pago, si cobran intereses o no, etcétera.

Una vez dispongas de esta información, podrás elegir la opción que más se ajuste a tu realidad y a lo que necesitas.

¿Cuánto dinero puedo pedir prestado?

La cantidad de dinero que puedes solicitar depende de cada entidad por separado. Hay algunas plataformas que pueden prestarte desde 100 euros hacia arriba y otras desde 300. En cuanto al monto máximo para solicitar, hay algunas entidades que pueden prestarte hasta 300 000 euros, con sus condiciones y plazos especiales e intereses.

Es recomendable que estudies bien la situación y sepas, a ciencia cierta, cuánto necesitas, ni un centavo más ni un centavo menos, para que no tengas desbarajustes económicos en el medio o largo plazo.

¿A cuántos meses puedo pactar el pago del préstamo?

Al igual que el punto anterior, la cantidad de meses depende de cada entidad por separado. Por lo general, cuando solicitas un micropréstamo de no más de 300 euros, un poco más, un poco menos, el pago debe realizarse el siguiente mes. En algunos casos muy particulares el pago puede efectuarse 60 días después de haber recibido el préstamo.

En el caso de solicitar un monto mucho más elevado, el plazo de devolución puede ir desde los 3 meses hasta los 12 meses, e incluso más. Es cosa de que veas los requisitos y sopeses las ventajas y hagas una cotización sobre las diferentes posibilidades que te presente la tabla comparativa.

¿Cuánto interés tengo que pagar por el préstamo?

Una vez más, el interés asociado al préstamo depende de cada entidad, de la cantidad de dinero solicitado, el plazo para pagar y otros factores que, de forma independiente, pueden tener en cuenta las entidades financieras.

Existen entidades que ofrecen préstamos sin interés. Las organizaciones ofrecen este beneficio, por lo general, cuando se trata de préstamos reducidos o microcréditos, los que son fáciles de pagar, por lo que el riesgo de no pago es casi inexistente.

Estos préstamos sin interés se otorgan una única vez. Eso sí, independientemente del porcentaje de interés que ostente el crédito, todas las entidades crediticias cobran una comisión solo por el hecho de prestarte dinero.

Este monto suele ser un monto bajo e independiente de la cantidad de dinero que te presten. El interés puede ir desde un 5% hasta un 25%, dependiendo de la cantidad de meses y los montos solicitados.